20 de junio de 2012

Gito

Foto: Marcial de Castro
Texto: Julio Prieto

Serían los últimos años de los 60 y primeros de los 70. Gito era un vendedor ambulante de frutas y verduras. Se trata de un personaje anclado a los recuerdos de mi mas temprana infancia, y por el que siento especial cariño. Siempre con su boina calada, partía con su carro y su mula, desde Fuentes de Nava y recorría varios pueblos cercanos. Cuando llegaba a la plaza donde estaba nuestra casa, era un acontecimiento para mí y mis hermanos. Mi abuela Anselma le compraba las provisiones y Gito, siempre alegre,  nos daba un perucho o un trozo de pepino, que nos comíamos allí mismo. También nos montaba en el carro y recorría unos metros con nosotros. Después, creo, le sustituyó Usicio, también de Fuentes y del que también guardo muy gratos recuerdos.